xoves, marzo 12, 2020

Plástico, el gran negocio



Bombardeados con informaciones científicas acerca de los daños que sufrimos por culpa de los plásticos, todo el mundo parece olvidar lo obvio: el plástico se ha convertido en un gran negocio!

Salvo algunos integristas antiplástico (que los hay) en nuestra vida cotidiana no hemos visto reducir los embalajes de plástico por parte de las multinacionales ni de las industrias alimentarias ni de los supermercados. Pero en estos últimos se ha producido un cambio interesante, para la industria del plástico, aunque nos lo venden como un compromiso con el medio ambiente que pagamos sin rechistar.

La humilde bolsa de plástico se ha convertido en un gran negocio (y en un sistema capitalista aquello que produce benefios jamás desaparecerá del mercado!). En estos temas mejor emplear el microscopio: no para analizar la estructura molecular de los polímeros, sino para ampliar los datos económicos de este gran negocio oculto. Pasemos por un minuto a contabilizar en pesetas cuánto ganan las grandes superficies con nuestra confusa y errática conducta medioambiental.

Por una bolsa sencilla pagamos 5 pesetas (0.03 céntimos de €) que nadie toma en consideración.

Si visitan una gran superficie (Mercadona) una bolsa les costará 17 pesetas (0.10 céntimos de €)

Comprenden por qué de este modo perverso jamás desaparecerá el plástico de nuestras vidas?

Es posible que este haya sido uno de los mayores negocios del mundo en los últimos años!

La bolsa era obligada e incluso valorada como elemento de publicidad comercial (Rebajas Corte Inglés) y por supuesto era GRATIS para el consumidor.

Cómo puede desaparecer algo que produce entre un 500% y 1.700% de beneficio bruto ?

Una legislación europea miope y centrada en los beneficios comerciales ha convertido el plástico en uno de los productos más beneficiosos para quiénes comercian con él.

Supongo que hasta los narcotraficantes se habrán reconvertido viendo que esta sustancia no tiene riesgos añadidos y además su uso está garantizado.

La misma política impositiva de un viejo “amigo” de los neumólogos, el tabaco. Ya habrán oído que en breve podremos doblar el precio de la cajetilla de tabaco en España (otro modo de seguir negociando con la muerte!) En este asunto Hacienda se lleva el 80% del valor de la cajetilla, en cada 5 €, el Estado protector se embolsa 4 € (en impuestos) y el euro restante permite a multinacinales y estanqueros vivir holgadamente...

Siguiendo la estrategia de los plásticos, subirán el precio del mayor enemigo de la humanidad para seguir forrándose vía Impuestos Especiales (cuya recaudación, de momento, está transferida a las Comunidades Autónomas: Alí Babá y los 17 ladrones!)

Sin saber cómo estamos tragando las peores políticas posibles: engordar a quienes contaminan y envenenan nuestras vidas sin legislar en contrario en aras de la libertad de empresa!

Claro que la libertad de expresión (para contar esto) se encuentra bastante más limitadita!

Lo más triste del tema es que millones de personas (de buenas personas) están convencidas de que esta mal llamada política medioambiental cambiará nuestro mundo !

Seguimos cociéndonos (como la rana) a toda velocidad...!

1 comentario:

  1. Onte recibín unha mensaxe da miña entidade bancaria: o vindeiro mes os extractos mensuais serán verdes !
    É dicir, non enviarán máis documentos en papel!

    Hoxe intentei entrar la web da entidade bancaria, e vexo que modificaron o protocolo de acceso web do banco, agora terei que mercar un novo ordenador cun novo sistema operativo para ter ACCESO ao banco!

    Este é o omportamento VERDE ?

    O banco aforra envios en papel (o chiculate do loro) mentras eu terei que consumir 800 € nunha nova máquina que contaminará e expolirá o Planeta gracias á obsolescencia programada polo Gran Capital !

    Átame esta mosca polo rabo...

    ResponderEliminar

Mellor bogar con dous remos...